Puente Ciencia-Empresa, desafío pendiente